¿Qué pasaría si desaparecen las tortugas del mundo?

Especialistas señalan que la desaparición de las tortugas alteraría el funcionamiento de los ecosistemas y a la estructura de las comunidades biológicas en todo el mundo.

Las tortugas son reptiles que por años han formado parte del ecosistema de la tierra. Se estima que existen al menos 293 especies de tortugas repartidas por el mundo, cuyo hábitat se reparte entre mares, océanos, ríos, lagos y tierra firme.

En la actualidad, estos seres se encuentran en peligro de extinción debido a la influencia humana ya que, a través de la caza furtiva e indiscriminada, propician la desaparición de su ecosistema, hasta el punto de que muchos especialistas consideran que “la amenaza más grande a la conservación de las tortugas son los humanos”.

Por tal razón, los 23 de mayo de cada año se celebra el Día Mundial de la Tortuga, fecha que tiene como objeto concienciar a las personas acerca de la gran importancia que hay en la preservación de este anfibio.

Se estima que las tortugas han sobrevivido al menos 200 millones de años, por lo que son lo más cercano a la especie que sobrevivió a los dinosaurios, aunque en la actualidad se encuentra en la lista de los animales más amenazados por desaparecer del planeta, junto a los aves, los mamíferos, peces o incluso los anfibios.

Entre las principales causas del fatal hecho que podría extinguir a esta especia está “la sobreexplotación de estos animales como mascotas, las enfermedades y el cambio climático”.

Un estudio realizado por un equipo de científicos estadounidense destaca que las tortugas cumplen roles tan importantes en el ecosistema como el de mantener sanas las redes alimentarias, dispersar semillas o crear hábitats necesarios para otras especies.

El pequeño trabajo de éstas, «contribuye a la salud de muchos ambientes, como los desiertos, los humedales, los entornos de agua dulce y los ecosistemas marinos. Su declive puede tener efectos negativos en otras especies, incluidos los humanos, que pueden no ser visibles ahora», indica el científico del Servicio Geológico de EE.UU., Jeffrey Lovich.

El ecologista e investigador Josh Ennen, resalta que “la importancia ecológica de las tortugas, especialmente las de agua dulce, está poco valorada, y en general poco estudiada».

«La alarmante tasa de desaparición de las tortugas podría afectar profundamente al funcionamiento de los ecosistemas y a la estructura de las comunidades biológicas en todo el mundo”, sostuvo el especialista.

-->