Cómo será la economía argentina los próximos años

Los número uno de General Motors, OSDE y la biotecnológica Bioceres prevén escenarios contrapuestos y sugieren soluciones a la crisis.

El año próximo también será duro, ¿pero cuán duro? Tres empresarios convocados este 23 de octubre a un panel de NOTICIAS respondieron: Carlos Zarlenga, presidente de General Motors (GM) para América del Sur; Luis Fontana, director general de OSDE, y Federico Trucco, director ejecutivo de Bioceres, biotecnológica que cotiza en Wall Street.

Noticias: ¿Cómo avizoran 2020?

Carlos ZarlengaEste octubre debe ser uno de los más bajos en muchos años. La razón es relativamente sencilla. Los autos tienen un componente dólar muy alto, y los precios siguen la devaluación.

Si el peso tiene una performance muy negativa el año que viene, probablemente tendríamos un escenario “flat”. Decrecer es difícil, pero puede pasar. 

Federico Trucco: Vemos cierta incertidumbre respecto de cuáles van a ser las políticas para los agronegocios, fundamentalmente las retenciones. Pero hay un panorama cautamente optimista porque con muy poquito se pueden mejorar las expectativas.

Es un sector que viene de un buen año: tuviste una cosecha importante, con precios relativamente sostenidos, si bien son bajos, y con un elemento dramático a nivel internacional que fue la pérdida masiva de ganado porcino en China, lo que genera oportunidades inéditas de transformación de proteína vegetal en animal en la Argentina.

Esto en un contexto donde sigue habiendo tensión comercial entre China y su principal proveedor de bienes vegetales, Estados Unidos. Desde Latinoamérica podemos suplir esa demanda.

El sector está dolarizado, con bajo nivel de endeudamiento, y si logra algunas señales relativamente positivas, va a seguir invirtiendo. Pero en términos generales el acceso al crédito es un problema que no se va a resolver de un día para el otro. Nosotros estamos reduciendo nuestra exposición al sistema financiero local.

La posibilidad de financiarnos internacionalmente depende de dónde construyamos nuestros ingresos futuros. Si los construimos en la Argentina, es hoy poco atractivo para los inversores internacionales. Hay que buscar procesos de internacionalización y desacoplarnos un poco del riesgo local, por lo menos para aprovechar 2020.

Luis Fontana: Nosotros no cotizamos en Wall Street ni tenemos posibilidad de exportar. Nuestro producto se puede vender en pesos, pero tenemos muchísimos insumos dolarizados, con lo cual no puedo ser optimista. Nuestra situación es crítica.

El salario corre por detrás de la inflación. La proyección hacia adelante no es alentadora. No hay certidumbre de ningún tipo. Si se pudiera transmitir alguna, podríamos empezar a trabajar con los costos. Nuestra expectativa es que el próximo gobierno incluya la salud privada dentro de sus prioridades. Hoy por hoy no lo está. 

Federico Trucco, director ejecutivo de Bioceres; Carlos Zarlenga, presidente de GM Sudamérica; y Luis Fontana, director general de OSDE.

Noticias: ¿Cómo reactivar la economía?

Zarlenga: Estabilidad del tipo de cambio con recomposición del salario, que debería venir asociado con la inflación, deberían descomprimir nuestro sector. Llevamos 24 meses de constante devaluación, y esto no es sostenible en el tiempo. Y después parte de nuestro sector no está asociado a la Argentina. Mucho se exporta, principalmente a Brasil, que este año creció solo 0,8% y el año próximo, según la mayoría, crecerá entre 1,5% y 2%. Pero no estamos yendo a un contexto externo que nos beneficie y entonces necesitamos hacer la tarea en casa.

Trucco: En alimentos tenés varias tendencias positivas a nivel internacional, pero no en lo que son commodities per se.  

En primera fila, el jefe de redaccion de NOTICIAS, Claudio Gurmindo; el vicepresidente de GM Argentina, Federico Ovejero; y Rodriguez Canedo.

Noticias: Si tuviesen que pedirle una medida al próximo gobierno, ¿cuál sería?
Zarlenga: Necesitamos previsibilidad del tipo de cambio.
Trucco: Animar a hacer cosas que otros no hayan hecho. Por ejemplo, tener un marco jurídico para implantes de células embrionarias para reconstituir un corazón en lugar de esperar un trasplante de órganos.
Fontana: Disminuir la presión impositiva. Tenemos que ser un poco más creativos: no recurrir permanentemente al único recurso de aumentar la cuota de la medicina prepaga. Es un recurso agotado. No podemos seguir pidiendo sacrificios a la gente.

Noticias El Perfil

4671771221745996
-->