pizza

Cambia la forma de hacer pizza, Bolitas de pizza

Cambia el formato tradicional de la pizza y prueba a hacer estas bolitas de pizza, perfectas para dar un aperitivo o una comida

Ingredientes para  4  personas

Receta completa

La pizza es una de las comidas y cenas más socorridas en muchos hogares. Fácil de preparar y divertida de cocinar, existen cientos de recetas que versionan este plato típico italiano. Si bien la pizza es una comida que gusta a mayores y a pequeños por partes iguales, hay ocasiones en las que es posible que apetezca hacer una variante de la receta original, como puede ser implementando nuevos elementos o nuevos ingredientes.

A pesar de que el proceso de preparación de una pizza es sencillo, sí es cierto que a la hora de cortarla en porciones y estar atento a que el queso no se caiga o el aceite no se escurra, puede que la experiencia de disfrutarla sea algo fastidiosa para muchos. Independientemente de que este sea tu caso o no, si eres un entusiasta de la pizza, pero quieres probar su receta original en un formato más compacto y original, entonces no te puedes perder la siguiente explicación de cómo hacer bolitas de pizza.

Elaboración

Para realizar esta adaptación de la famosa y original receta, tan solo necesitarás los mismos o similares ingredientes y una manera diferente de disponerlos. Apunta las cantidades para realizar dos tipos de bolipizza de sabores diferentes. Para empezar a realizar la receta, tan solo necesitarás coger la masa de pizza. Por supuesto, si esta masa la prefieres hacer tú mismo y no comprarla ya hecha, puedes consultar diferentes formas de hacerla de manera fácil y casera. Si por falta de tiempo o cualquier otra razón, buscas realizar unas bolas de pizza en poco tiempo, entonces atento al proceso de elaboración:

Una masa normal de pizza te dará para realizar varias bolitas de pizza. Lo primero que has de hacer será estirar la masa sobre una superficie plana y, acto seguido extraer varias circunferencias de 10 cm de diámetro. Presta especial atención al tamaño porque de ello dependerá que el resultado final no resulte pesado y que tenga el relleno justo y suficiente.

Una masa de pizza normal te dará para realizar varias bolitas de pizza

Una masa de pizza normal te dará para realizar varias bolitas de pizza

Para realizar uno de los rellenos de las bolitas de pizza que llevarán ternera, cebolla caramelizada y queso de cabra, lo primero que has de hacer será preparar la carne picada en una sartén a modo de sofrito. Para ello, en una sartén a fuego medio, coloca un chorrito de aceite para que, cuando este esté caliente, puedas añadirle un poco de ajo y cebolla troceada. Una vez estos dos ingredientes estén pasados, añade la carne de ternera previamente picada y remueve para que se haga e integre con todos los sabores. Añade sal, pimienta negra y otras especias al gusto y comprueba que se haya cocinado bien. Una vez hecha la ternera, déjala apartada en un plato y procede con la caramelización de la cebolla. Para esto, solo necesitarás pochar la cebolla con un poco de azúcar en una sartén e ir dejando que esta se cocina y caramelice con sus propios jugos. Eso sí, siempre con la temperatura a fuego medio-bajo.

Lee también: Destino Cancún, el paraíso de México

Una vez hecho uno de los rellenos y preparado las circunferencias que te permita la masa de pizza, los siguientes pasos a realizar consistirán en colocar todos los ingredientes sobre ellas. En la primera tanda de bolitas coloca, con la ayuda de una cuchara, un poco de tomate frito, queso mozzarella, orégano y jamón york cortado en cuadraditos. Este relleno tan sencillo será el que más recuerde al sabor de la pizza tradicional, pero, por supuesto, si deseas echarle más ingredientes o que estas bolitas tengan más sabor, siéntete libre de añadirle lo que quieras.

Para la primera tanda coloca tomate frito, queso mozzarella, orégano y jamón de york

Para la primera tanda coloca tomate frito, queso mozzarella, orégano y jamón de york

Para la segunda tanda de bolitas de pizza, junta la carne picada con la cebolla caramelizada y coloca la mezcla sobre las circunferencias de masa que desees. Luego añade un poco de queso de cabra y un poco de rúcula. Tanto el queso como la rúcula, prueba a desmenuzarla antes de introducirla en el relleno pues así, este distribuirá mejor todos los sabores.

Una vez tengas todos los ingredientes colocados encima de las circunferencias de masa, tan solo quedará hacerles la forma. Aquí es donde viene la importancia de no pasarse con el relleno pues la cantidad de este condicionará que las bolitas queden bien cerradas. Para cerrar cada una, haz una forma de saquito y enrolla el pico que de masa sobrante. Puedes ayudarte de un tenedor para hacerle varias muescas y para que así la masa no se abra o rompa durante el horneado. Una vez hayas cerrado todas las bolitas, tienes la opción de cubrir cada una con huevo batido. Pintar cada bolita de pizza con huevo batido, con la ayuda de un pincel, hará que la capa exterior de masa quede más crujiente y también más apetecible a la vista. Introduce todas las bolitas en una bandeja de horno, previamente cubierto con papel especial, e introdúcelas en el horno durante 10-15 minutos a una temperatura de 180º. ¡Riquísimas!

Fuente: bekiacocina.com

-->