A un paso de clasificar

Samuel Sosa ha sido el  jugador clave en la alineación de Rafael Dudamel con dos tantos de tiro libre. Esta tarde la escuadra Vinotinto buscará su clasificación al hexagonal del Suramericano sub-20 contra Bolivia

Venezuela buscará hoy certificar su clasificación al hexagonal final del Sudamericano sub-20 de Chile en la ciudad Rancagua como líder del grupo A en la cuarta jornada frente a una Bolivia sin margen error.

El combinado vinotinto ha cuajado hasta el momento la mejor actuación del torneo y encabeza la clasificación de su grupo con 6 puntos -dos victorias y una derrota-, por lo que este encuentro será decisivo para su pase a la fase final, ya que descansará en la última fecha.

El equipo venezolano deberá recuperar la mejor versión, que mostró en sus dos primeros partidos contra Chile y Colombia, y así pasar página de la derrota cosechada el lunes contra Brasil (2-1).

Tendrá su baza goleadora en las botas de Samuel Sosa, quien ya se ha destacado como lanzador de tiros libres y acumula dos dianas en tres partidos a balón parado.

En el otro lado del campo estará la selección de Bolivia, necesitada de puntos para seguir con vida en el torneo y el primer intento pasará por batir el arco de Venezuela, ya que la Verde sufre de falta de puntería y apenas atesora un gol en el Suramericano.

La imagen voluntariosa e insistente demostrada en el partido del pasado lunes en la derrota contra Colombia (1-0) es el camino a seguir en busca de remontar el vuelo mientras las matemáticas lo permitan.

Aunque se encuentra ubicada en el último puesto de la tabla del grupo A, Bolivia todavía tiene posibilidades, ya que le restan dos jornadas por jugar, aunque se enfrentará en esos partidos contra el líder y frente al Brasil de Rodrygo, que comienza a despegar en el Sudamericano sub-20 y así lo demostró el lunes con dos anotaciones en la victoria del seleccionado brasileño.

En caso de no ganar, Bolivia quedaría con pie y medio fuera del torneo mientras que Venezuela, con tan solo puntuar, ya confirmaría su presencia en el hexagonal final.

“Tengo mucha amargura por la derrota. Contra Brasil hemos desarrollado un mejor juego y hemos caído. No me gusta cuando perdemos. Hemos llevado a Brasil, en el primer tiempo, a lo que teníamos previsto. Hemos sido sólidos y atrevidos”, comentó Rafael Dudamel, DT de la Vinotinto.

“No por esto vamos a perder la solidez ni hay por qué caer en la angustia. Desde nuestra exigencia, trabajaremos para ganar el último partido y hacer los nueve puntos para quedarnos con el liderato del grupo”, aseguró con firmeza.

Desde la clasificación al Mundial de Egipto en el año 2009, hasta el subcampeonato en la pasado edición de Corea del Sur han motivado a cada uno de los más jóvenes a continuar luchando por un sueño que poco a poco se hace realidad.

“Crecimos admirando a los que habitualmente van a los mundiales de mayores, pero hace rato que nuestros futbolistas decidieron cambiar la historia y hoy lo hacen con mucha propiedad. Al crecer mirando generaciones como las de 2009 y 2017, es como cambiar el chip y decir que sí somos capaces. Es un punto de motivación”, culminó.

Fuente:el-nacional.com


-->